Despacio, no apures tu caminar

me cuesta cada paso

sé que me amas, descuida

solo espera , necesito un descanso.

 

Me acuerdo de tantas aventuras

siempre terminaban con caricias

y alguna rica golosina

mientras estabas en la cocina.

 

 

Tenme paciencia amiga

los años pesan ,

las huellas del tiempo, no se borran

mis ganas se mezclan con las heridas.

 

Despacio, el camino se acorta

mi cielo se torna más pequeño

quisiera permanecer más tiempo

pero no es posible, tranquila.

 

 

Te di muchas alegrías

tú, mil abrazos

No apures caminar, me canso

es hora de una cálida despedida.

 

 

No te angusties,no llores

es sólo la vida.

 

Para Nico y mi preciosa Milly.

 

Sigue leyendo a Claudia Nemirovsky