Recuperé tu sonrisa en una foto
no me acordaba tu voz
ni cómo se sentían tus manos suaves
ni tus palabras que me guiaban en mis viajes.

Recuperé tu sonrisa en una foto
tus sueños alcanzaron las estrellas antes de partir
qué dichosos los Ángeles que a tu paso
saludaron  y te guiaron al cielo aún gris.

Recuperé tu sonrisa en una foto
la foto que nunca quise ver por tanto dolor
la foto que guardé en un cajón con una llave que me permitió revivir tu amor.

Dedicada a mis padres y a mi suegra.

Sigue leyendo a Claudia Nemirovsky