Las preferencias de los millennials están acabando con industrias a nivel mundial. Hay muchas razones complejas y atendibles por las cuales la generación millennial ha cambiado sus gustos, principalmente: la estabilidad económica y crecer en épocas de recesión. Estas dos razones han creado una cicatriz psicológica.

  • Los millennials están matando compañías con su estilo de vida

    Los millennials están matando compañías con su estilo de vida

    Las cadenas de comida como Applebees, Ruby Tuesday, Buffalo Wild Wings, están teniendo dificultad conquistando a esta generación. Las cadenas de restaurantes están cerrando varias locaciones, los millennials están más enfocados en cocinar en casa, pedir a domicilio o pedir algo fácil para llevar.

  • Sorpresivamente la cerveza está perdiendo a sus fans, ya que la preferencia de los millennials es el vino y las bebidas mezcladas. Esto está teniendo un impacto financiero que ya viene mostrando su decadencia desde el año pasado.
  • Las servilletas están siendo reemplazadas por papel de cocina o servilletas de tela que pueden ser reutilizadas, y tienen más usos. Puede que no sea lo más estético del mundo, pero por lo menos están colaborando con el medio ambiente.
  • El tradicional cereal del desayuno. El sentarse a la mesa a desayunar implica que también hay que limpiar: lavar los platos, ordenar la cocina, etc. La preferencia de la generación es algo que puedan llevar fácil sin perder tiempo. Las ventas de cereales han decaído un 5% en sus ventas en lo que ha transcurrido del año.
  • Los millennials ya no quieren ser propietarios de viviendas. Los créditos inmobiliarios están por las nubes, siendo muy poco atractivos. Ser dueños de una propiedad no está en los planes de los millennials, ya que tienen un estilo de vida diferente.
  • Los millennials están matando compañías con su estilo de vida

    Los millennials están matando compañías con su estilo de vida

    Ya son pocos los millennials que se están casando, y los que se casan están usando anillos no tradicionales. Los diamantes también están perdiendo su popularidad, ya que están siendo relacionados con la esclavitud y para un público de generaciones anteriores.

  • De acuerdo con el Wall Street Journal, el suavizante ha disminuido sus ventas por un 15% desde el 2015. Según P&G los fabricantes de Downy, los millennials no saben para que se usa el suavizante.
  • Gracias a la tecnología, los bancos físicos también están sufriendo las consecuencias. Esto pone en riesgo la presentación de productos bancarios físicos al público. Los bancos como tal no irán a desaparecer nunca, pero sí sus instalaciones.
  • Las tiendas por departamento se están viendo en aprietas, ya que la generación millennial prefiera marcas de fast fashion como Zara o H&M. Las marcas de lujo no están siendo de preferencia, ya que como se entiende los millennials prefieren viajar o invertir en una experiencia como un viaje o una cena en un restaurante trendy de la ciudad.

Mientras más conocemos la generación millennial, más nos sorprende el estilo de vida que están creando. ¿Quién sabe qué dirán los millennials en unos 10 años de las generaciones próximas?

 

 Sigue leyendo a Emilia López