Uno de los encantos de pertenecer a una familia de otra cultura es aprender de ellos, desde la comida, sentido del humor y en mi caso hasta… bueno, el Brexit. El famoso referéndum para determinar si el Reino Unido sale o se queda en la Unión Europea es tema de debates interminables y noticias a nivel mundial, pero en realidad ¿qué es lo que piensan los Ciudadanos Británicos? Para este artículo he dedicado cada cena, cumpleaños, visita al pub, café y hasta charlas de supermercado para preguntar a quien se deje, su opinión al respecto.
brexit1

Para poner las cosas en contexto, desde un inicio ha habido malestar por la figura de la Unión Europea, ya que lo que comenzó como una figura de intercambio comercial llamándose Comunidad Económica Europea, sin ningún referéndum de por medio de repente se convirtió en lo que es: Libre tránsito de los ciudadanos en el territorio europeo, obtención de beneficios, homologación de normas y estándares con una burocracia interminable, etc. de ahí que una de las promesas de campaña de David Cameron fue, justamente, el referéndum mejor conocido como BREXIT y que se llevará a cabo el próximo 23 de junio y, sorprendentemente, los propios ciudadanos no se terminan de convencer en qué sentido votar.

Quienes se pronuncian por salir de la Unión Europea son en su mayoría personas con ideología política de extrema derecha quienes ven en los inmigrantes un problema inminente en sus condiciones de vida y seguridad. Una queja recurrente es la exagerada demanda en los servicios de salud, que, al ser gratuitos en el Reino Unido, atraen a una gran cantidad de ciudadanos de otros países de Europa para atender sus necesidades de salud. Otras quejas son relativas a los beneficios sociales ya que con el simple hecho de ser europeo y residir en cualquiera de los países que forman parte del Reino Unido es posible reclamar beneficios como vivienda, pago por desempleo, manutención para los hijos, etc. Pero no solamente los británicos de derecha están a favor del Brexit. Increíblemente (y digno de un análisis por separado), hay inmigrantes se quejan de la inmigración. Personalmente he escuchado y leído comentarios de inmigrantes apoyando la salida de la Unión Europea atacando a otros inmigrantes tachándolos de flojos y mantenidos por pedir beneficios sociales y argumentando que ponen en peligro sus fuentes de empleo.

Por otro lado, la mayoría de los británicos con quienes he comentado el tema se muestran más proclives (aunque no entusiastas) a votar por quedarse. Los argumentos varían, pero no mucho. El sentimiento que se percibe es más de resignación porque a su parecer ya es un poco tarde para hacer cambios radicales.

El mayor problema al que se han enfrentado los británicos para tener una postura definida respecto al Brexit es que la información que se provee no es muy clara y obviamente es tendenciosa, tratando de ganar la discusión infundiendo temor al público de una forma muy obvia y por lo tanto poco convincente. En mi caso, por ejemplo, admiro y soy Pro-David Cameron, pero aun así desconfío de la veracidad total de sus tweets respecto al Brexit porque claramente para el Primer Ministro el Reino Unido debe quedarse en la Unión Europea.
brexit3

Quedan 15 días para el referéndum, los que están a favor de salir de la Unión Europea lo han estado desde el principio, por lo que la carga más fuerte es para los indecisos. Mientras tanto, la Libra Esterlina fluctúa, los ánimos se caldean y el aire está cargado de incertidumbre. El referéndum es como un curita bien adherido que va a doler, pero es necesario para calmar los ánimos de la sociedad.
final-brexit