El propósito que me inspira a escribir esta serie de artículos, es abrir un espacio para expresar ideas y cuestionamientos que me han acompañado desde hace mucho tiempo y que se enmarcan en una búsqueda personal. ¿Qué pretendo explicar? Experiencias decisivas de la vida, esa red de causas y efectos que tejen los hilos de nuestro destino, el por qué de circunstancias repetitivas, la constelación de personajes que transitan en nuestro entorno y a veces parecen obedecer a un prototipo, comportamientos y conductas que sigo interpretando a la luz de disciplinas que han aportado mucha claridad y nuevas perspectivas de comprensión. Ha sido todo un viaje introspectivo de autoconocimiento y exploración. Este espacio que deseo compartir es evidencia del trayecto recorrido y de los descubrimientos realizados. Uno de los primordiales fue empezar a concientizarme del papel fundamental que juegan las emociones en la vida de cualquier ser vivo, en especial, de un ser humano; cómo determinan sus actos, cómo afectan su salud hasta el punto de producir somatizaciones, lo que llamamos: enfermedad. En síntesis, las emociones son la simiente y el alimento de nuestros pensamientos; un maremoto imposible de contener, pero que se puede aprender a encauzar de forma constructiva, si se tienen siempre a la vista.

He encontrado información valiosísima y autores que me han servido de guía para enfocar mi análisis desde otras dimensiones de la realidad; otros ángulos de reflexión que me han ayudado a identificar creencias limitantes y así romper con patrones de pensamiento nocivos que tenían su raíz en el Inconsciente. Todos tenemos una visión de la vida, que se deriva de nuestras interpretaciones; lo peligroso de nuestros juicios es que terminamos atrapados en ellos y con esa moneda medimos todo lo que nos rodea, empezando por nosotros mismos.

En cuanto a autores, voy a utilizar un material muy variado y los iré trayendo a colación; pero quiero mencionar como punto de partida algunas disciplinas, técnicas, metodologías (llámenlas como prefieran) que son cruciales para mí: Psicología Transpersonal, Bioneuroemoción, Epigenética, Psicoanálisis, Psicosomática y Neurolingüística.

No busco defender la ideología de ningún autor o ensalzar su imagen; simplemente, tomo de cada uno lo que me es útil.

En cada artículo encontrarán enlaces a la información que me ha servido como referencia para desarrollar mis reflexiones y aportes; por esta razón, mis textos vienen con enlaces a talleres, conferencias, audios, libros, películas, etc.

Para quienes desarrollaron el hábito de escuchar los audios maravillosos de Virginia Gawel, en la columna radial que emite semanalmente, o ven sus talleres y conferencias, creo que se sentirán identificados con lo que me sucedía a mí, y es que me quedaba con un cúmulo de cosas por decir, pero nadie para compartirlas. Lo mismo me ocurría con las conferencias de Enric Corbera y en general, con las fuentes de conocimiento que iba descubriendo. Había un diálogo implícito aunque aún no sabía quién o quiénes eran los interlocutores. Por eso, este espacio nace de la necesidad primordial de compartir y contactarme con otras personas que se encuentran en el mismo camino. Pueden ayudarme a construir este espacio enviando sus comentarios, reflexiones; también pueden proponer temáticas, autores, materiales como libros, audios, conferencias, talleres, películas, etc.