Si estás interesado en escribir libros para niños y no sabes por dónde empezar, hoy te compartimos unos consejos básicos para lanzarse de lleno en la literatura infantil.

La literatura infantil involucra ponerse en la mente de los niños, qué privilegio volver a ver el mundo como niño.

Pero fácil no es, requiere esfuerzo, dedicación porque debemos procesar todas las ideas a través de su imaginación.

También es muy importante que dejemos estereotipos que muchos han conservado alrededor de la rama literaria y son falsos:

  • Es más fácil escribir para niños.
  • Puedes escribir sin argumentos.
  • Lo más importante son las ilustraciones.
  • Usar el infantilismo como parte del lenguaje.

 

Como siempre les decimos, escribir es un arte y para niños es un privilegio, así que toma nota de los siguientes consejos:

 

Lluvia de ideas con personajes y todo

Podemos tener mil ideas que dan vueltas en nuestra cabeza, anótalas todas. Pero siempre, aunque seas un escritor maduro y primerizo en la escritura para niños, no tengas miedo a preguntarles propiamente a los niños que son tus lectores qué tipo de historias les gusta que les lean.

La parte de esta investigación, es que obtendrás los resultados más reales y honestos.

Además, es importante desarrollar el perfil de nuestros personajes, de esta forma siempre obtendremos los mejores resultados y luego no nos confundiremos a la hora de escribir nuestras historias.

 

Clasifiquemos las edades

Cuando hablamos de niños, existen rangos de edades para guiarnos en función de su capacidad intelectual y cognitiva.

Te compartimos un guía de rangos de edades y posibles temas. Recordemos, de esto dependerá el éxito de nuestra obra.

  • Entre 3 y 5 años

Se deben desarrollar oraciones que se puedan asociar con lo que ellos conocen del mundo, las mismas deben servir de motivación en las acciones de las historias.

Algunos temas sugeridos como la aventura, luchas y logros, compartir, sentimientos y valores. Mejor si aplicamos rimas, juegos y canciones.

  • Entre 5 y 8 años

Los niños ya a esta edad tienen más conocimientos adquiridos y están deseosos de aprender cosas nuevas.

Se pueden hacer historias más extensas porque ya están con suficiente capacidad para entender y seguir la trama.

Algunos temas sugeridos como aprender nuevas habilidades, superar desafíos, cómo buscar respuesta y lo más lindo, cómo alcanzar sus sueños.

 

Recomendamos siempre tener estos detalles si quieres escribir para niños.

En conclusión, escribirles a los niños es un privilegio como mencionábamos. Tienen una imaginación única y nos enseñan a diario.

Además, al escribirles a ellos, podemos fomentar valores y desarrollar hábitos de lectura.

Conviértete aquí en un escritor Opulix y podrás leerles tus historias a tus hijos.