Cuando supe que venias,

sin conocerte te ame.

 

Te esperé con impaciencia y emoción,

el tiempo se hizo eterno pero el momento llego.

 

Cuando te vi por primera vez y tus ojos mire,

mi mundo cambio,

en ese momento lazos de amor nos unió.

 

Desde entonces disfrutamos

este regalo que dios nos dio.

 

¡Ay! pero que bonita es la vida,

hay que vivirla y disfrutarla.

 

Te veo dichosa te veo sonriente,

oh!! mi dulce niña, mi dulce nena,

Reanne de mi corazón.

 

Te quiero con el alma,

me lleno de ternura cuando te acurrucas

en mis brazos

y siento tu dulce olor.

 

Te veo dichosa, te veo sonriente,

oh!! mi dulce niña,

oh!! mi dulce nena,

Reanne de mi corazón.