El maíz es producto es un  generoso alimento. Y como somos hijos de la cultura del maíz este está presente hasta en los más deliciosos postres de América. Los historiadores afirman que el cultivo del maíz es desde hace diez milenios. Y en las galerías de las Pirámides de México se pueden ver pinturas, esculturas y grabados que representan al maíz.

Se cree firmemente que la expansión de los cultivos de maíz comenzó alrededor de 2500 años antes de Cristo. Los Olmecas y los Mayas cultivaron variedades de maíz a lo largo de Mesoamérica. Esto nos lleva a visualizar a  los países  y regiones del sur de México que forman parte de esta región, abreviada como MAR, y comprende de siete países: Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua,  Panamá. , El Salvador, y Belice.

Después del encuentro de las culturas entre Europa y América, a finales del siglo XV y principios del siglo XVI, la mayoría de los comerciantes y exploradores de América llevaron semillas y plantas de maíz  a otros países del mundo. Incluso se llevaron los conocimientos de cómo cocinarlo, molerlo y procesar a través de la nixtamalización.

La capacidad del maíz de crecer en diversos climas del mundo es de bien común y conocida.  Las variedades de maíz dulce se utilizan de muchas formas para alimentar: harina, masa, aceite y hasta el whisky bourbon. Y no quiero dejar de mencionar que el talco a base de almidón de maíz es maravilloso para la piel de niños y adultos.

 

 

Receta venezolana del Quesillo de Jojotos

Ingredientes:

250 gramos de maíz en crema (puede ser una lata)

1 lata de leche condensada

6 huevos

1 cucharada de mantequilla

1 cucharada de vainilla

2 cucharadas de brandy

Canela en polvo al gusto

3 clavos de olor (si es posible molido)

8 cucharadas de azúcar para el caramelo

½ taza de agua

1 cucharada de uvas pasas para adornar

 

Preparación: Cocinar las 8 cucharadas de azúcar en la media taza de agua hasta obtener un caramelo. Dejar enfriar. Coloque en un recipiente de vidrio todos los ingredientes. Añada los huevos uno a uno y licue. Cuando la mezcla esté homogénea incorpore el brandy. Coloque la mezcla en una quesillera y tape muy bien. Hornee el quesillo de jojotos alrededor de una hora a 350° grados F  (175° C). Deje enfriar alrededor de unas tres horas y cuando lo desmolde decórelo con la pasas.

Porciones: 6

Preparación: 20 minutos

Cocción: Una hora y 15 minutos

 

Sigue leyendo a Susan Castro