El sindicato se define como la agrupación de trabajadores en defensa y promoción de sus intereses laborales, la naturaleza de los sindicatos es proteger y defender, pero ¿hasta donde los sindicatos han entorpecido el crecimiento empresarial de instituciones importantes?, al menos en México muchos sindicatos se han convertido en un cáncer empresarial, en un obstáculo más que una protección. Los sindicatos llevan las negociaciones colectivas de sus afiliados, negocian en nombre de estos, salarios, condiciones de trabajo, vacaciones, licencias, capacitaciones profesionales entre otras cosas, dando como resultado un contrato colectivo de trabajo, la finalidad de todo sindicato es el bienestar de sus miembros, es un derecho y representa la máxima del derecho laboral que es la defensa de los trabajadores.

Este artículo no trata de definir, ni esclarecer las funciones del sindicato sino de criticar el mal uso de que estos y sus pseudo líderes que pelean solo por intereses personales y que benefician más a los patrones que a los trabajadores, en México Carlos Romero Deschamps es el líder del sindicato de PEMEX, hoy día una de las empresas petroleras más improductivas que existen en el mundo, con un pasivo laboral de 2 billones de pesos, mismo que debe su incremento anual al sistema de pensiones que maneja y que el sindicato no quiere re negociar, generando así pasivos incalculables.
pemex2

En 1938, con la expropiación petrolera, se cerraron las puertas a la inversión extranjera hasta hoy con la reforma energética, esta reforma ha tocado la inversión extranjera pero ha dejado de lado el cáncer que ha llevado a PEMEX a quimioterapias tales como los miles de millones de pesos que, para su rescate, acaba de pedir a la secretaria de Hacienda, entonces ¿Por qué si estas reformas están cambiando a México, no empezamos por reformar lo primero?: el sindicato de PEMEX, sus pensiones cuantiosas y su líder enviciado y ambicioso que ha llevado a PEMEX a la quiebra.

Es necesario transparentar el pliego petitorio de la negociación contractual al que llegó PEMEX para el periodo comprendido del 2015-2017, hacer una revisión de pensiones y saber porque están tan nerviosos de hacer efectiva esta exhibición de montos, todos los sindicatos tienen la obligación de actuar con transparencia y mas siendo el sindicato de la paraestatal que mas nos esta costando a los mexicanos. No puede existir una empresa ineficiente con un sindicato boyante; si PEMEX fuera una compañía privada ya hubiera declarado su bancarrota, su rescate será cuantioso para los mexicanos, el oro negro dejo de ser un negocio y como en todo uno tiene que cambiar, que dar la vuelta de campana y diversificar, no podemos seguir apostando a esta empresa gran parte de los recursos de los mexicanos y más cuando los estadistas pronostican muy malos resultados.

El problema de PEMEX es que está corroído por la corrupción y para eliminarla hay que tomar decisiones drásticas y costosas, se está pagando la factura de una pésima administración y de un pésimo líder sindical, la empresa que está al borde de la muerte tiene un sindicato boyante que disfruta de los bienestares dignos de la realeza, mi pregunta es ¿qué injerencia tiene este sindicato en el Estado que es intocable?, este sindicato es la caja chica de muchos políticos, pero este servicio está saliendo muy caro, ha llegado la hora de hacer cuentas, de cuestionar a su líder corrupto, cínico e irresponsable quien hace gala y ostentación de una riqueza mal habida, sin recato alguno y un despilfarro que no se justifica con nada, pero que no ha sido tocado por nadie en los últimos años.

Con la reforma energética tenemos una oportunidad de desaparecer el sindicato de PEMEX, ya que dejaría de ser una paraestatal y se convierte en una empresa del Estado, luego entonces si desaparece PEMEX debería desaparecer también su corrupto sindicato, quizá el interés inicial era este, desmantelar e iniciar una función operativa mas eficiente, el verdadero desafío es convertir a PEMEX en una empresa de valor y extirparle el sindicato que acabo con ella.
pemex3
Carlos Romero Deschamps también es senador, por lo que cuenta con fuero constitucional, y así ha evitado numerosas denuncias, representa a más de 200 mil trabajadores, participó en el PEMEX-GATE donde se registró un desvío millonario (1,500 millones aproximadamente), para apoyo a las campañas políticas de priistas, la investigación de este desvío fue suspendida por falta de pruebas y finalizada de manera inapelable, así que con estos líderes sindicales que no hacen más que manejar a los trabajadores con mentiras y promesas absurdas, mas nos vale que este sindicato desaparezca y entonces ver los alcances de la reforma energética en cuestión de transformación de PEMEX y apoyo para la inversión extranjera, que es lo único que puede salvar al sector del petrolero de nuestro amado país.

 

final-pemx

Sigue leyendo a Érika del Sol